Seleccionar página

Las murallas de las ciudades medievales se utilizaron una vez para protegerse del enemigo. Desde el pasado lejano hasta nuestros días, las murallas fortificadas han sido de gran necesidad para las ciudades que las sostuvieron. Solo se podía ingresar al complejo por las puertas, y las puertas se cerraban después del toque de queda todas las noches. ¡Hoy las ciudades mejor conservadas atraen a turistas de todo el mundo! Aquí hay 12 que merecen ser descubiertas por ti:

York, Inglaterra

York es una ciudad antigua en el norte de Inglaterra. La ciudad fue fundada por los romanos, tomada por los anglos (pueblo), capturada por los vikingos y finalmente incorporada al Reino de Inglaterra en 954. Tiene la catedral gótica más grande del norte de Europa. Desde la época romana, la ciudad ha sido defendida por sus murallas en numerosas ocasiones. La mayoría de las murallas restantes, que rodean toda la ciudad medieval, datan del siglo XII al XIV.

Harar, Etiopia

Harar es una antigua ciudad amurallada en el este de Etiopía. Durante siglos, Harar ha sido un importante centro comercial, conectado por rutas comerciales con África y Arabia. Con 82 mezquitas, tres de las cuales datan del siglo X, y 102 santuarios, es una de las ciudades más importantes del islam. Harar era parte del Sultanato de Adal, un estado musulmán medieval ubicado en el Cuerno de África. En el siglo XVI, la ciudad estaba rodeada por una muralla de cinco puertas. Esta muralla, llamada Jugol, sigue intacta y se ha convertido en el símbolo de la ciudad.

Tarudant, Marruecos

Taroudant es una ciudad bereber fascinante y auténtica en el corazón del valle de Souss, con las murallas mejor conservadas de Marruecos. A menudo se la llama la “abuela de Marrakech” porque se parece a Marrakech (en pequeña escala) con sus muros que rodean la ciudad. Los muros fueron construidos en el siglo XVI bajo los saadíes. Hoy, la ciudad es una ciudad comercial y tiene un zoco no lejos de sus dos plazas principales las cuales no te debes perder.

Toledo, España

Una joya que a menudo se pasa por alto, es una de las antiguas capitales del Imperio español. La historia de Toledo se remonta a la época romana. A la ocupación romana le siguió la de los visigodos, luego la dominación musulmana y finalmente la Reconquista de Toledo en 1085. Fue la capital del Imperio español hasta mediados del siglo XVI cuando la corte real se trasladó a Madrid. La ciudad está rodeada por el río Tajo en tres lados y dos murallas medievales en el cuarto lado.

Pingyao, China

Es una pequeña ciudad china famosa por su muralla fortificada bien conservada. Incluye seis grandes puertas y 72 torres de vigilancia, y rodea esta antigua ciudad que ha cambiado poco en los últimos 300 años. En 2004, parte de la muralla sur se derrumbó, pero fue reconstruida. Sin embargo, el resto de las murallas de la ciudad todavía están prácticamente intactas y Pingyao es considerada una de las ciudades amuralladas mejor conservadas del mundo.

Óbidos, Portugal

La ciudad medieval de Óbidos, se encuentra en Portugal y forma parte del turismo debido a que forma parte de la historia de Lisboa. Es realmente magnífica, te invito a que no te pierdas este hermoso y encantador lugar si llegas a visitar Lisboa.

Xi’an

Es una de las ciudades más antiguas de China, con una historia que se remonta a más de 3.100 años. Durante 1000 años, la ciudad ha sido la capital de 13 dinastías, y un total de 73 emperadores gobernaron aquí. Xi’an al final de la Ruta de la Seda (lado este) y en particular alberga el Mausoleo del Emperador Qin. La muralla fortificada, bien conservada, rodea la ciudad y fue reconstruida en el siglo XIV al comienzo de la dinastía Ming. Es una de las murallas más anchas del mundo, lo suficientemente ancha para montar 5 bicicletas una al lado de la otra.

Ichan Kala, Uzbekistán

Es la ciudad medieval interior de la ciudad de Khiva en Uzbekistán. El casco antiguo ha conservado muchos monumentos históricos y casas antiguas, que datan principalmente del siglo XVII al XIX. Las características más espectaculares de Itchan Kala son sus paredes de ladrillos secados al sol, así como sus cuatro puertas a cada lado de la fortaleza rectangular. Las murallas de la ciudad han sido destruidas varias veces, pero siempre se han reconstruido.

Ávila, España

Situada en el oeste de España, la ciudad medieval de Ávila está construida sobre la cima plana de una colina rocosa, que se eleva en medio de una auténtica región natural. Ávila tiene unas murallas muy bien conservadas que rodean todo el casco antiguo. Incluyen nueve puertas y 88 torres, muchas de las cuales albergan nidos de cigüeñas. Las murallas de la ciudad se construyeron principalmente en los siglos XI y XII.

Carcasona, Francia

Carcasona es una de las ciudades fortificadas mejor conservadas del mundo y es la ciudad medieval más grande de Europa. La fortificación consta de dos muros exteriores, torres y barbacanas construidas durante un largo período de tiempo. Parte es romana y es significativamente diferente de las murallas medievales con capas de techos de tejas de terracota y ladrillo rojo. Una de estas torres albergó la Inquisición Católica en el siglo XIII y todavía se la conoce como la “Torre de la Inquisición”. Las escenas de la película “Robin Hood, príncipe de los ladrones” (1991) se rodaron en Carcassonne y sus alrededores.

Jerusalén, Israel

Jerusalén es una ciudad santa para las tres religiones, el judaísmo, el cristianismo y el islam, a la vez que es la capital moderna del Estado de Israel y la ciudad más grande del país. Es un lugar fascinante donde el primer siglo se encuentra con el siglo XXI, y donde pintorescos barrios antiguos se anidan contra las relucientes torres de oficinas y apartamentos.

La ciudad amurallada de Jerusalén, que hasta finales del siglo XIX formaba toda la ciudad, ahora se llama la Ciudad Vieja. Está dividido en cuatro distritos: armenio, cristiano, judío y musulmán. Jerusalén ha estado rodeada de murallas para su defensa desde la antigüedad. En el siglo XVI, durante el reinado del Imperio Otomano en la región, se decidió reconstruir por completo las murallas de la ciudad sobre los restos de las antiguas murallas. La construcción duró desde 1535 hasta 1538 y estos muros son los muros que aún hoy se pueden ver.

Dubrovnik, Croacia

Es una ciudad amurallada que se encuentra en la costa del mar Adriático en el extremo sur de Croacia. Apodada “la Perla del Adriático”, es uno de los destinos turísticos más importantes del Mediterráneo. La ciudad fue fundada gracias al comercio marítimo. En la Edad Media, se convirtió en la única ciudad-estado del Adriático que rivalizó con Venecia y alcanzó un notable nivel de desarrollo durante los siglos XV y XVI. Las murallas de fama mundial rodean el casco antiguo. Construidas principalmente entre los siglos XII y XVII, se han conservado bien hasta ahora.