La isla de Florianópolis es desde hace un par de décadas uno de los destinos preferidos por argentinos y uruguayos, aunque durante este verano tuve la oportunidad de ver mucho turismo chileno también, tal vez atraído por un tipo de cambio favorable.

Florianópolis o Floripa, como también le dicen, tiene como principal atractivo la variedad de playas que se ubican en su isla: en total 42 playas.  Se ubica en el Estado de Santa Catarina, a unos 1573 km de Buenos Aires, 1360 km de Montevideo, 1331 km de Asunción, y 2885 km de Santiago de Chile.

Se puede llegar por tierra o con vuelos cortos, salvo en caso de que haya que hacer escalas.  Yo fui catorce años a Florianópolis desde Buenos Aires, de los cuales 2 los hice en auto, 1 en micro, y el resto en avión.  De viajar con auto siempre se recomienda parar a dormir en Sao Gabriel o Porto Alegre.  La diferencia es que saliendo de Buenos Aires a las 6 am se puede llegar a Sao Gabriel a las 18 hs. y dormir ahí, mientras que a Porto Alegre saliendo a la misma hora se llega generalmente a las 21 hs.; y también se puede dormir ahí.  El segundo día de viaje en auto, obviamente, se hace más liviano parando en Porto Alegre.  Lo más corto es cruzar por “Paso de los libres”.

Mapa de la isla de Florianópolis

En el caso de volar hasta ahí la oferta es variada, pero amerita algunos comentarios.  Las aerolíneas que viajan son Gol, Tam, Aerolíneas Argentinas, y Pluna.  Generalmente la más económica es Gol, aunque hay que tener cuidado con las escalas que proponen los vuelos de Gol.  Las escalas generalmente son una forma de abaratar costos, pero para viajar a Florianópolis siempre es recomendable (en caso de hacer escalas) hacer una en Porto Alegre.  Gol también propone escalas en Río o San Pablo para llegar a Florianópolis, aunque el viaje se puede llegar a hacer largo y tedioso.

Ya en Florianópolis la diversidad de playas es impresionante (con o sin olas, con arena más clara o más oscura, limitada por morros o abierta, más urbanizada o no).

Dentro de la isla con familia o con novia siempre paré en Canasvieras.  Canasvieras es una playa familiar con gran movimiento nocturno.  En familia o con hijos adolescentes me parece la mejor por la ciudad con gran variedad de actividades (restaurantes, boliches, bares, supermercados, etc), aunque la playa en sí no es muy linda.  Una contra de Canasvieras es lo angosto de sus playas.  Yo particularmente paraba ahí, pero de ahí iba todos los días a visitar otras playas.  Hay camionetas interplayas económicas que salen continuamente para todas las playas frente al supermercado “Magia”. Este verano un viaje a cualquier playa costaba R$ 5 (reales).

Este verano una playa que me pareció mucho más linda en cuanto a mar y que creció muchísimo en estructura es ingleses (seguramente el paraje para una próxima vez).  Altamente recomendable para familia también.

Si lo que se busca es una opción más exclusiva (al estilo Punta del Este) Playa Brava o Santinho cumplen los requisitos.  Son 2 playas con olas, amplias, con resorts exclusivos, pero con poco Centro.

Barra de Lagoa empezó a ser una de las más elegidas también.  Otra opción para alguna vuelta personal.  Tiene un centro cada vez más grande y es muy pero muy linda.  Tiene pegado una playita de nombre Prainha, que el atardecer es un placer, y a unos minutos de caminata de Prainha hay unas piletas naturas que dan al mar (recomendación: llevar calzado bueno ya que hay partes muy empinadas).

No se puede dejar de lado la playa de Joaquina, playa surfer por excelencia; y Mole, playa gay y nudista por excelencia también.

Mi recomendación es tratar siempre de evitar enero.  Levantan los precios demasiado con respecto a los otros meses de temporada.  Hay movimiento desde diciembre a fines de marzo, aunque el calor de verano se extiende un poco más.

La isla de Florianópolis, qué ver y hacer
5 (100%) 1 vote